viernes, 11 de mayo de 2018

El jurado se decanta por una plaza para las Cloacas de Calahorra.



El pasado 13 de abril se reunió en Madrid el jurado que tenía que elegir el proyecto que presuntamente va a financiar el Gobierno de España para su ejecución en el solar del yacimiento de las Cloacas de Calahorra.

En representación del Ayuntamiento de Calahorra asistió el arquitecto interino, y el resultado de dicho fallo inclinó la balanza hacia un proyecto que pretende crear un espacio libre, con un gran pórtico corrido de arcos, que perimetralmente recorre todos los márgenes del solar , que permitirá usos al aire libre pero veta para siempre la posibilidad de un espacio cubierto ( más o menos grande) que pudiera haber albergado usos más ambiciosos que los que se realizarán en esa plaza…Que serán pocos o ninguno.
El proyecto ganador de D. Jose María Sanchez García recibirá un premio de 10.000 Euros más IVA.

El pliego con las bases del concurso -diseñado por Fomento e instigado por el propio Ayuntamiento de Calahorra-, ya teledirigía a los participantes hacia la obligación de acomodar su visión del espacio a que el resultado final fuera una plaza. Y una plaza han diseñado. Lo que en sí mismo es una oportunidad perdida para haber dotado a Calahorra y a su Casco Histórico de una buena sala de exposiciones, que es algo de lo que Calahorra adolece.
El proyecto incluye tres minúsculos volúmenes construidos, de los que uno es el de acceso a la propia cloaca y los otros dos presentan unas dimensiones ínfimas e insuficientes para cualquier otro uso que no sea el de oficina, minúsculo almacén o cuarto de baño.

Otros 9 proyectos se presentaron al concurso, de los que dos han conseguido un accésit de 3.000 € más IVA y 1000 € más IVA respectivamente, y que también son en esencia plazas diáfanas, con la estructura ínfima de cubierta para el acceso a la Cloaca y poco más, si bien en el caso del segundo accésit, mucho más original que el proyecto elegido.

De entre los desechados, destaca – en mi opinión- por encima de todos el que proponía la posibilidad de construir un edificio contundente, que hubiera sido de gran utilidad y versatilidad para diferentes usos, y que como se ve en la fotografía del final, aporta un racional sentido de austeridad a la entrada del yacimiento, un espacio abierto interior con arbolado, al mismo tiempo que habilitaba una posibilidad magnífica para que un Ayuntamiento como éste (moribundo de ideas y proyectos culturales) pudiera disponer de espacios para incentivar la cultura y el trasiego de personas por el barrio.

Pero no, nada racional, nada cultural habita en ellos. Para Madrid mandaron al señor arquitecto municipal, contratado para el EDUSI, mandatado e instruido en la intención de caminar hacia lo sencillo. Hacia lo simple. Hacia una plaza sin sustancia. Y una plaza simple y sin contenido será el resultado final. Eso sí, siempre y cuando aparezca el dinero prometido hace años, y del que en el presente presupuesto general del Estado para 2018 no viene ni un euro, a excepción del dinero para pagar los tres premios del concurso, por lo que a nadie extrañe si finalmente con esto pasa lo que pasa con todo aquello en lo que aparece Luis Martínez-Portillo...Que se quede en agua de borrajas. En Nada.

***********************************************************************************************
Este es uno de los 9 proyectos no ganadores (sin duda el más aprovechable):



Y este fue el que quedó en tercer lugar, de Dña. Cristina Díaz Moreno (posiblemente el más original):


Artículos relacionados:

- Las Cloacas

- De Bien de Interés Cultural a cuadra para caballos.


2 comentarios :

  1. Toño Antoñanzas12 mayo, 2018

    Muy interesante JM, y mientras tu informas de esto y los medios dan pávulo a sus gilipolleces, ellos dedicados en cuerpo y alma a hacer el bobo. A jurar bandera.
    ¿Y CIUDADANOS qué? ?Otra vez campeones de Europa?

    ResponderEliminar
  2. Me parece extraño que esto no salga en nigún medio de comunicación cuando se supone que era un proyecto importante.

    ResponderEliminar